Pninei Halajá

02- La esencia de Sheminí Atzeret

Dijeron nuestros sabios: Los setenta novillos que se ofrendan en Sucot se corresponden con las setenta naciones, y uno solo es ofrendado en Sheminí Atzeret para una nación singular – el pueblo de Israel. “Esto se asemeja a un rey de carne y hueso que les dijo a sus siervos: Preparadme un gran banquete. El último día le dijo a su amado: Prepárame una pequeña comida para que pueda disfrutar de ti” (Tratado de Sucá 55(B)).

Algo similar se explica en el Midrash (Bamidbar Rabá 21:24): “Esto se asemeja a un rey que llevó a cabo un banquete durante siete días e invitó a todos sus súbditos a participar del mismo. Una vez transcurridos los siete días le dijo a su amado: Ya cumplimos con todos los súbditos del reino, comamos (lit. enrollemos en un pan) ahora yo y tú lo que encontremos, una libra (medida romana equivalente a 358 gramos) de carne, de pescado o una verdura. Así le dijo el Santo Bendito Él al pueblo de Israel: ‘En el día octavo: asamblea habrá para vosotros, preparad aquello que encontréis, un novillo y un camero’”.

Y en el Zohar (III Emor 104b) dijeron que ese día es exclusivamente del Rey, aquel en el cual Él se alegra con Israel. Esto se asemeja a un monarca que invitó a comensales, y todos los residentes del palacio (los hijos de Israel) se esmeraron en atenderlos. Luego, el rey dijo: Hasta ahora ustedes y yo nos esmeramos en atender a los invitados, cada día sacrificasteis novillos por las setenta naciones. A partir de ahora Yo y ustedes nos alegraremos por un día, tal como está escrito (Bamidbar-Números 29:35): “En el día octavo: asamblea habrá para vosotros”, pues las ofrendas son para vosotros.

“Cuando los hijos de Israel escucharon esto comenzaron a alabar al Santo Bendito Él y dijeron: Este es el día que hizo HaShem, alegrémonos y regocijémonos en él (Tehilim-Salmos 118:24). Dijo Rabí Abín: No sabemos por qué alegrarnos, ¿por el día o por el Santo Bendito Él? Vino Shelomó y explicó (Shir HaShirim-Cantar de los Cantares 1:4): “Alegrémonos y regocijémonos en Ti”, en Tu Torá, en Tu salvación” (Yalkut Shim’oní Pinjás 782).

Esta es la esencia particular de Sheminí Atzeret, es un día que carece de todo precepto específico salvo el de regocijarnos en HaShem, en Su Torá y en Su salvación.

Libros de Pninei Halajá a precios especiales

Índice de halajot en el capítulo

Índice de capítulos

Conjunto de libros Peninei Halajá en español /11 volúmenes
Ordenar ahora
Buscar
Cerrar este cuadro de búsqueda.