14) ¿Hasta cuándo se puede recitar la bendición?

La comida puede extenderse o prolongarse por varias horas, se puede interrumpir entre un platillo y otro por medio de palabras de Torá y de conversación, cantar t bailar y continuar comiendo pues mientras se tenga la intención de seguir comiendo – la primera bendición incluye lo que se va a comer y posteriormente «Birkat Hamazón» habrá de incluir todo lo ingerido. A priori, a los efectos de mantener la continuidad de la ingesta es mejor que no transcurran más de setenta y dos minutos sin comer ni beber. Una vez concluida la comida, se debe apresurar en recitar «Birkat Hamazón» y no habrá de ocuparse en cosa alguna antes de haberlo hecho.

A posteriori, si no recitó «Birkat Hamazón» de inmediato podrá hacerlo mientras dure la sensación de satisfacción por lo ingerido, esto es, mientras se siga sintiendo satisfecho por lo que comió. En caso de que le sobrevenga apetito, al punto de desear seguir comiendo – habrá perdido la oportunidad de bendecir. En general, no se siente apetito por varias horas después de haber comido. En caso de haber ingerido alimentos livianos durante la comida, la sensación de satisfacción suele durar unas dos o tres horas y en caso de haber ingerido alimentos pesados, la sensación de satisfacción puede durar unas seis horas. Quien se olvidó de recitar la bendición tras haber comido y pasaron ya varias horas y duda si siente ya apetito o no que recite «Birkat Hamazón» ya que como en un principio se había sentido satisfecho según la Torá debía recitarlo por lo que en caso de duda debe igualmente hacerlo. En caso de que resulte claro que nuevamente está con apetito o si pasaron ya seis horas – se perdió la oportunidad de recitar «Birkat Hamazón».

Si comió un poco de pan y no quedó satisfecho, mientras que disfruta aún de lo ingerido, esto es, mientras esté menos hambriento de lo que estaba antes de la ingestión en cuestión, puede aún recitar «Birkat Hamazón». Es difícil de calcular estas cuestiones por lo que aquella persona que comió menos de lo necesario para quedar satisfecho – debe apresurarse a recitar el «Birkat Hamazón» inmediatamente después de haber terminado de comer. A posteriori, si pasó ya una hora sin que haya bendecido, según todas las opiniones debe ingerir otro «kazait» de modo tal que pueda recitar «Birkat Hamazón». En caso de que no posea allí otro «kazait» de alimentos, mientras no hayan transcurrido 72 minutos desde que terminó de comer puede todavía recitar «Birkat Hamazón», pero después de pasado ese tiempo -que no lo haga. Solamente en el caso de que le resulte claro que aún está más satisfecho de lo que estaba antes de comenzar a comer, aunque hayan pasado ya 72 minutos -podrá recitar «Birkat HaMazón».

Esta entrada fue publicada en Capítulo 04 - "Birkat Hamazón" ("La bendición posterior a la comida"). Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *