03 – Cepillado del cabello y la confección de trenzas.

Está prohibido peinarse en Shabat,  ya que al hacerlo algunos cabellos son arrancados. En esta acción la persona obtiene un beneficio directo, pues las personas prefieren que el cabello que diariamente cae lo haga durante el peinado, para así evitar que esto afecte la pulcritud o la vestimenta durante la jornada. Dado que está prohibido peinarse, el cepillo es «Muktze» y está prohibido cargarlo (Shulján Aruj 303:27).

Sin embargo, quien desea acomodar un poco su cabellera puede hacerlo con cepillos especialmente blandos o peines con dientes bien separados entre sí, de modo tal que existan buenas probabilidades de que no se arranquen cabellos. Y en un caso así aunque algunos cabellos se desprendan – no se trasgrede prohibición alguna, ya que la intención original no es arrancar los cabellos y además la acción en cuestión no provoca indefectiblemente el desprendimiento. Este cepillo en cuestión no es «Muktze«. A los efectos de que no parezca que se utiliza un cepillo prohibido, es bueno tener uno especial para Shabat (ver Shmirat Shabat Kehiljatá 14:50).

Está permitido acariciar con moderación tanto la barba como la cabellera y está también permitido arreglarlas con los dedos y quitarles algún tipo de suciedad que pueda habérseles adherido, siempre y cuando se tenga cuidado de no arrancar cabellos. Asimismo, está permitido realizar una labor que es pasible de provocar el desprendimiento de cabellos por cuanto que no se tiene la intención de que esto ocurra. Quien esté acostumbrado a tocarse la barba de un modo tal que a veces puede provocar que algún cabello se desprenda – debe evitar hacerlo en Shabat.

Nuestros sabios prohibieron que una mujer haga una trenza en Shabat, ya que esta acción guarda similitud con la labor de «construir» («Melejet Boné»). Asimismo, prohibieron deshacer una trenza, ya que esta acción guarda similitud con la labor de «demoler» («Melejet Soter»). Está permitido recoger el cabello con un elástico ya que esto no implica la construcción de una estructura. Asimismo, está permitido hacer con las manos una raya al medio en la cabellera, mas no con peine o cepillo, ya que estos causan desprendimientos capilares (Shulján Aruj 303:26, Mishná Berurá 84).

De la misma manera, está prohibido hacer una trenza sobre una peluca ya que se asemeja a la labor de «tejer» («Oreg«), o deshacer la trenza en cuestión, ya que sería «deshilar» («Botzea«) que es la labor de deshacer un tejido (Mishná Berurá 303:82, Sha´ar Hatziún 71). Es correcto no peinar los cabellos de una peluca, mas está permitido alisarlosmediante un cepillo blando para evitar que cabellos se arranquen (Shmirat Shabat Kehiljatá 14:52). Si el cabello de la peluca se enredó, al punto de que no se puede salir de la casa vistiéndola, está prohibido arreglarla con la mano pues estaríamos ante la labor de «dar el golpe final» («Maké Bepatish«) (Ktzot HaShulján 143, Badei HaShulján 6).

Está prohibido rabínicamente hacer bucles con el cabello y para los hombres específicamente enrollar las «peot«, pues esto es similar a la labor de «construir». Asimismo está prohibido deshacerlos por tratarse de la labor de «demoler». Sin embargo, si las «peot» estaban previamente onduladas se las puede continuar rizando manualmente aunque esto refuerce los bucles, ya que no se está construyendo una nueva estructura (Tiferet Israel Shabat 10: Iajín 35, ver en Ktzot HaShulján 146 Badei HaShulján 21).

Está también prohibido fijar el peinado o el cabello mediante spray o aceite pues se asemeja a la labor de «construir» (Ribash tal como se cita en Beur Halajá 303:27 ‘לחוף’). Está asimismo prohibido hacer lo mismo con una peluca (Shmirat Shabat Kehiljatá 14:56). Empero, una mujer puede rociar tanto su cuerpo como su cabellera con perfumes (Mishná Berurá128:23, Shmirat Shabat Kehiljatá 14:56-57).

Índice de halajot en el capítulo

Índice de capítulos

Conjunto de libros Peninei Halajá en español /11 volúmenes
Ordenar ahora