05. Las reglas de esta costumbre

https://ph.yhb.org.il/es/04-09-05/

Quienes acostumbran a no ingerir diversas legumbres pueden tenerlas en la casa durante Pesaj y pueden también obtener beneficio de estas, como por ejemplo encender una vela con aceite extraído de una leguminosa (Ramá 453:1).

Quien acostumbra a no comer legumbres en Pesaj puede cocinarlas para quien acostumbra hacerlo y es bueno que haga algún tipo de señal que le recuerde que no las está cocinando para sí. Asimismo, el dueño de una tienda puede vender legumbres durante Pesaj, empero, si se teme que entre estas pueden hallarse mezclados granos de trigo y no hay una cantidad sesenta veces mayor que los anule, que no comercie con estas para no inducir a sus clientes a un error en lo concerniente a las leyes del jametz. En ese caso es bueno incluir a estas legumbres en la venta del jametz.

Si se cocinó una comida de Pesaj y cayeron en su interior algunas legumbres, en caso de ser posible es bueno extraerlas y de no serlo se anulan ante la mayoría del alimento en cocción. Sin embargo, si el guiso está mayoritariamente compuesto por legumbres estará prohibido ingerirlo por considerárselo completamente “kitniot” (Ramá 453:1, Mishná Berurá 8-9).

Quienes se abstienen de ingerir legumbres, pueden comer y cocinar en utensilios limpios en los cuales anteriormente se cocinaron “kitniot”.

Esta entrada fue publicada en 09. La costumbre de abstenerse de comer legumbres ("kitniot"). Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *