15 – El reloj, la llave, el documento de identidad y las medicinas.

Los juristas debatieron respecto del reloj de mano. Algunos opinan que se puede llevar puesto en el «dominio público» únicamente si funge como joya, y la prueba de cuál es su status se presenta cuando este deja de funcionar. Si en este caso se acostumbra a quitarlo es señal de que no tiene el carácter de joya y se usa únicamente para saber la hora. Entonces, por cuanto que no cubre una necesidad del cuerpo, está prohibido llevarlo por el «dominio público» en Shabat.

Sin embargo, si por ejemplo se trata de un reloj de oro y cuando  deja de funcionar se lo sigue portando por ser bonito, queda claro que se trata de una joya y se permite llevarlo puesto por el «dominio público».

Muchos juristas consideran que debe ser considerado ropa dado que el reloj va adjunto al cuerpo como si fuera una prenda de vestir, y cuando no se lo porta la persona siente que algo en su indumentaria falta. Además, la manera de usarlo es mirándolo mientras permanece junto al cuerpo por lo que se lo considera secundario a este, y se lo ha de considerar como una prenda o una joya; siendo así se permite salir con este al «dominio público». La opinión principal es la flexible, y quien adopte la estricta será bendecido.

A quien vive o se aloja en un sitio que carece de «Eruv» se le presenta un grave problema al salir de su casa pues no sabe qué hacer con la llave. La solución es usarla como hebilla del cinturón. Esto es, tomando un cordón por el cual habrá de pasar la llave, atándolo con un nudo de corbata y usándolo como cinto en el cual la llave cumple la función de hebilla; de este modo podrá salir libremente al «dominio público» (Shmirat Shabat Kehiljatá 18:49-50).

Hay países en los cuales está prohibido andar por la calle sin documento de identidad y cuando una persona precisa hacerlo en Shabat en virtud de una gran necesidad o a los efectos de cumplir un precepto, que lo transporte de un modo diferente al habitual, por ejemplo, llevándolo bajo el sombrero o dentro de su camisa de modo tal que el documento en cuestión no se caiga a causa del cinturón y de esta forma se transporta mediante «Shvut Deshvut». Este método está autorizado por los sabios en caso de gran necesidad o a los efectos de cumplir con un precepto (arriba 9:11).

En el caso de un enfermo a quien el médico le prescribió no salir de su casa sin una medicina determinada, podrá hacerlo en caso de gran necesidad o a los efectos de cumplir un precepto siempre y cuando cargue el remedio de un modo diferente al habitual. En este caso, es correcto que quien se pliega a esta actitud flexible no se pare en el «dominio público» sino que camine por este sin pausa hasta llegar al «dominio privado» deseado (Shmirat Shabat Kehiljatá 40:7).

En el caso de un área que no está rodeada por un «Eruv» y existe un imperativo de seguridad y salvaguarda de la vida («pikuaj nefesh») que requiere que personas carguen armas y teléfonos celulares, podrán salir portándolos a todos los sitios que se acostumbra a  ir en Shabat. El teléfono se habrá de cargar de un modo diferente al habitual, mas el arma se habrá de portar del modo habitual ya que hacerlo de un modo diferente implica riesgos. Se prohíbe salir en Shabat con arma y medios de comunicación si se trata de un paseo. Esta norma se explicará en detalle más adelante (27:17).

Esta entrada fue publicada en 21. "Transportar" ("Hotzaá"). Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *