07 – El botón regulador del termostato.

https://ph.yhb.org.il/es/01-17-07/

La norma que se aplica sobre los aparatos eléctricos que funcionan con termostato es similar a la que rige sobre el timer. En opinión de algunos de los juristas está prohibido modificar el botón del termostato. En opinión del Rabino Auerbach y otros juristas, se permite cambiar el estado del botón en cuestión para prolongar el estado actual.

Por ejemplo, quien antes de iniciar Shabat activa un radiador para  calefaccionar la casa a un grado medio y durante el sagrado día ve que el clima es más cálido de lo que pensó y prefiere que la estufa caliente menos, habrá de esperar hasta que el termostato interrumpa el funcionamiento del radiador y entonces girará el botón regulador y lo cambiará a una temperatura menor, de modo tal que el lapso de interrupción del calefaccionamiento sea más prolongado y luego el calentador funcione por menos tiempo. Empero, está prohibido disminuir la temperatura mientras el radiador funciona ya que esto acelera el momento de apagado.

En caso que se desee que el radiador caliente más durante Shabat, se habrá de esperar a que el radiador funcione y llegue al punto de calor en el cual es necesario retirar la mano («iad soledet bó» o sea, por lo menos 71 C°). En este momento se procederá a girar el botón que regula el termostato y ponerlo en una temperatura mayor para que de esa manera la estufa continúe funcionando por más tiempo. Empero, si esto se hace cuando la temperatura es menor a «iad soledet bó» se trasgrede una prohibición, puesto que se provoca que se cocine el aceite en el interior del radiador. Cuando la estufa no funciona, igualmente se prohíbe girar el botón a una temperatura mayor ya que esto provoca un cambio en la situación y puede generar el encendido inmediato del calefactor.

La misma norma aplica respecto del aire acondicionado o refrigerador que poseen botones reguladores del termostato. Mientras funciona el motor que enfría se permite girar el botón regulador del termostato y ponerlo en una temperatura inferior, ya que de esa forma el enfriamiento se prolongará por más tiempo. Cuando el motor deja de enfriar, se permite girar el botón regulador del termostato y ponerlo en una temperatura superior, ya que de esa manera el motor del refrigerador prolongará su funcionamiento (Minjat Shlomó 10, Shmirat Shabat Kehiljatá 23:24).

Todo esto es así a condición de que el termostato no se regule escribiendo  sobre una pantalla. Empero, si el cambio se realiza oprimiendo botones que cambian el nivel de la temperatura y aparece en la pantalla electrónica como en muchos de los acondicionadores de aire – se prohíbe por tratarse de la labor de escribir y porque cada presión dactilar genera de inmediato una acción eléctrica.

Esta entrada fue publicada en 17. La electricidad y los artefactos eléctricos.. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *