24- Agua del calentador eléctrico.

https://ph.yhb.org.il/es/01-10-24/

Está prohibido disfrutar en Shabat de agua que fue calentada mediante la trasgresión de una prohibición. Empero, si el agua se calentó sin que mediara de nuestra parte ninguna acción prohibida – se puede disfrutar de esta en Shabat. Aparentemente, según esta regla si el calentador eléctrico de agua (calefón) se encendió antes de la entrada del Shabat – se podrá usar el agua que fluye del mismo. Sin embargo aquí surge una cuestión, nuestros calentadores eléctricos o calefones funcionan de un  modo tal que cada vez que se abre la canilla o llave del agua caliente ingresa al sistema agua fría que sustituye a la caliente que fue vertida. En ese caso quien abre la llave o canilla del agua caliente genera que se cocine el agua fría que ingresó al sistema, y por esta razón tenemos prohibido abrirla si el calentador o calefón están encendidos.

Empero si el calentador o calefón fueron apagados antes del inicio del Shabat, todo dependerá de cómo se responde al interrogante de si el agua fría que habrá de entrar al sistema se habrá de cocinar o no.  Si el agua que sale de la canilla o llave está muy caliente al punto que no se la puede tocar, estará prohibido abrirla pues el agua fría que habrá de ingresar al sistema, con certeza se habrá de cocinar. Mas si el agua que sale se puede tocar aunque sea con dificultad, aunque se trate de una temperatura intolerable para la mano, se la puede usar en Shabat pues se considera que el agua caliente que quedó en el calentador o calefón no puede cocinar al agua fría que ha de ingresar al sistema. También cuando se está en la duda de si el agua del calefón o calentador está o no muy caliente, se puede abrir la llave o canilla pues esto está prohibido únicamente cuando se sabe a ciencia cierta que el agua fría que va a ingresar se habrá de cocinar. En caso de duda de si el agua está o no muy caliente y al abrir la llave o canilla resulta que lo está, hay que agregarle mucha agua fría para que no esté a una temperatura intolerable para la mano.

Asimismo, está permitido activar el calentador eléctrico de agua o calefón mediante un «timer», de manera tal que cada tantas horas caliente el agua durante unos quince minutos a los efectos de que el agua se caliente pero no demasiado, y así no lleguen a una temperatura intolerable para la mano. En ese caso se puede emplear el agua tibia del calentador durante todo el Shabat sin temor alguno.

Esta entrada fue publicada en 10. Cocinar.. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *