24. La costumbre sefaradí respecto de la medida de «kezait»

Los judíos sefaradíes no acostumbran a tomar en cuenta los cálculos del ´Nodá Biehudá´ ni del ´Jazón Ish´, pues la tradición de las medidas se transmitió ordenadamente de generación en generación por lo que no toman en cuenta la medida de estos ni siquiera en el cumplimiento de preceptos de la Torá. Según esto el volumen equivalente a la medida de «kezait» es como máximo un tercio de matzá hecha a máquina (según el cálculo de que un «kezait» equivale a medio huevo, como entienden los Baalei HaTosafot).

Empero, todo esto es correcto si medimos según el volumen, mas en la práctica, es muy común entre los sefaradíes medir según el peso, ya que es muy difícil calcular el volumen de cada alimento para determinar si tras su ingestión se debe o no recitar bendición final. Esto obedece a que hay alimentos que son largos y finos al tiempo que otros son redondos, otros cuadrados y algunos poseen en su interior espacio vacío que no participa de la medición del volumen. Por ello, se acostumbra establecer las medidas según su peso en agua, y resulta que el peso de un «kezait» (medio huevo) es 29 gramos y de acuerdo con una medición más actualizada es de 25 gr. Para comer este peso en matzá es necesario ingerir casi la totalidad de una matzá hecha a máquina. Por lo tanto, si se calcula la medida de «kezait» según su peso, resulta casi el triple que si se lo hace según el volumen.

De acuerdo con esto, en la noche del Seder debemos ingerir cuatro matzot hechas a máquina, dos con posterioridad al recitado de las bendiciones, una con el korej y otra con el afikomán. Esta es en efecto la usanza de muchos sefaradíes (hay quienes para cumplir con excelencia ingieren dos matzot de máquina a modo de afikomán).

Sin embargo, por la base de la norma queda claro que las medidas se refieren a volumen y no a peso, y este fue en efecto el dictamen de varios de los principales juristas sefaradíes, de bendita memoria, tales como el Rabino Bentzión Aba Shaul zz»l y el rabino Shalom Mashash zz»l. Dado que adoptar una actitud estricta calculando la medida de la matzá según su peso puede asimismo generar sorpresa, dificultades y temores entre muchos de los comensales, se le puede ordenar a todo el pueblo de Israel tanto ashkenazíes como sefaradíes que la medida de «kezait» equivale a un tercio de una matzá hecha a máquina.

Esta entrada fue publicada en 16. La noche del Seder. Guarda el enlace permanente.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *